Header Ads

Sonidos de cuarentena.

Por: Jorge Miranda.


Durante los últimos 4 meses, en medio del caos y la incertidumbre, varios de nosotros hemos tenido la oportunidad de retomar algunas actividades que por la rutina habíamos abandonado. Hace un par de semanas entre tiempo muerto y la necesidad de mantenerme ocupado, decidí acomodar mi colección de viniles. No es un acervo muy grande, son al rededor de 250 o 300 discos. Pero esta actividad me arrojo grandes joyas musicales de diversas épocas que me gustaría compartir con ustedes mientras les cuento un poquitito de cada una de ellas.


Iniciamos la lista con un track de un dúo inglés llamado Evolution, conformado por Barry Jamieson & Jonathan Sutton, lanzada en 2002 bajo el legendario sello del también inglés John Digweed: Bedrock. Compuesto por atmósferas densas y obscuras, el track inicia con una secuencia de beats que son alcanzados por una línea de bajo poderosa y bastante distintiva del progressive house de inicio de los 2000s. Al rededor de los 2 min, un breakdown en la secuencia, mantiene la línea de bajo aislada para regresar con los beats y darle entrada a la exquisita voz de Jayn Hanna, quien ha sido una figura muy importante en la escena electrónica de las últimas tres décadas.


Seguimos con un álbum de 1981 de una de las bandas más icónicas de la historia del new wave. El disco tiene como título Tin Drum y le pertenece a Japan. El álbum completo es una majestuosa obra de arte pero acá destacaremos un tema en especial: Ghosts. Un track envuelto de melodías melancólicas y sintetizadores sutiles pero contundentes que permiten resaltar la grandiosa voz de David Sylvian, quien describe de manera casi poética, un lapso de obscuridad personal que desencadena una lucha interna con sus fantasmas del pasado.



Ahora es el turno de uno de mis discos favoritos y que me heredó mi padre. Es un proyecto del francés Fabrice Cuitad, que vio la luz en 1978 y que solamente tuvo este lanzamiento. El artista inmediatamente después de ver por primera vez Star Wars (mi saga favorita, by the way), decidió hacer un album conceptual inspirado en el aclamado film de 1977. El proyecto tiene como nombre Droids ‎y el álbum se titula Star Peace. Dentro de las 8 piezas incluidas en el disco, encontramos (Do You Have) The Force, Parte 1 y 2, una composición completamente futurista que nos lleva por una travesía sonora repleta de referencias espaciales.



Llegamos a la sección de los sencillos de 7 pulgadas o los discos de 45 rpm. Durante las vacaciones del verano de 2015, mi cuñado y yo nos reunimos para hacer experimentos musicales en su estudio. Ambos compartimos la pasión por la música y habíamos estado produciendo individualmente, así que decidimos hacer una composición basada en The model de nuestros ídolos Kraftwerk y en mi obsesión por Star Wars. La principal referencia fue el androide de protocolo C-3PO, quien describe sus funciones fundamentales a lo largo de la composición. La pista concluye con la voz del androide en descenso a consecuencia de la falta de energía. El resultado nos gustó tanto que decidimos lanzarlo en vinil a principios de 2016.


Para concluir con esta lista me gustaría compartirles un álbum lanzado por una agrupación inglesa de principios de los 90s llamada The Aloof. El disco se titula Cover the Crime y fue lanzado en 1994. Nos enfocaremos en el tema Society, un track que presenta sonidos ácidos y ondulados acompañados de una base rítmica de estilo breakbeat. La letra nos describe la historia de un chico asesinado y la manera en la que su madre, tristemente, lo encuentra cubierto de sangre y como esta situación ha ocurrido muchas otras veces, seguido por el coro principal que recita: “This is Reality. This is Society”.



Recomiendo ampliamente disfrutar de estos temas en la comodidad de la oscuridad, acompañados de un whisky con mucho hielo y a un volumen que les permita sentir las vibraciones de cada frecuencia

Pueden conocer un poco mas de mi colección en el siguiente link: 


No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.